spot_img
spot_img
spot_img

Más de $100 millones se entregaron a familias campesinas de La Unión para comprar forraje en invierno

La inversión se traduce en 196 hectáreas de Avena-Ballica y Ballica Bianual, destinadas a mejorar la productividad agrícola de los pequeños ganaderos en época de escases de alimentos.

spot_img

Más de 100 millones en insumos para praderas suplementarias recibieron 204 familias campesinas de la comuna de La Unión, que ahora podrán intervenir 196 hectáreas con fertilizantes, semillas y otros productos para el establecimiento de las praderas en épocas de escasez. Los recursos correspondientes al programa de Praderas Suplementarias y Recursos Forrajeros, destinado a usuarios y usuarias del Programas PRODESAL, de Desarrollo Territorial Indígena PDTI, de Alianzas Productivas PAP y del Servicio de Asistencia Técnica, SAT.

Esta iniciativa se enmarca en el programa Praderas Suplementarias que implementa el Instituto de Desarrollo Agropecuario (INDAP) a lo largo de todo el país, cuyo objetivo es establecer praderas y recursos forrajeros para disponer de alimentación invernal o estival en predios en los que el rubro ganadero es el negocio principal.

La directora regional de INDAP Los Ríos, Alejandra Bartsch, destacó el compromiso del Gobierno para cumplir a tiempo con estas entregas, “Éste es un incentivo que es fundamental para poder enfrentar de mejor forma la temporada invernal para nuestros pequeños agricultores.  estamos trabajando de manera preventiva a través de este financiamiento para que nuestras familias campesinas e indígenas puedan ir sembrando de manera oportuna las praderas suplementarias. Y muy contenta además porque nuestros agricultores igual han gestionado compras en forma organizada y asociativa, pagando en algunos casos cerca de 60.000 de aporte por una inversión cercana a los 700.000 pesos por hectárea”.

Una de las usuarias, Natalia Huenulef, manifestó que, “para nosotros es un aporte muy importante porque estamos en la fecha justa para aprovechar las praderas de mejor forma para los meses de julio y agosto, protegiendo nuestro ganado. Si sembramos ahora y le damos buen uso, vamos a tener alimento para nuestros animales y con eso bajamos los costos, teniendo más ganancias”.

Las praderas suplementarias son una herramienta clave para enfrentar la escasez de alimento para el ganado en situaciones de sequía o inundaciones. Estas praderas, cultivadas con especies forrajeras de alto valor nutricional y rápido crecimiento, permiten aumentar la disponibilidad de pasto para el ganado, asegurando su alimentación y manteniendo la producción lechera y cárnica en momentos de adversidad climática.

De esta forma, los recursos otorgados estarán orientados a establecer praderas suplementarias para el ganado bovino y ovino de las familias en la comuna de La Unión.

spot_img

MÁS NOTICIAS

spot_img